No te pierdas: El Tren Burra en León (I)

En una entrada anterior repasábamos la historia de este curioso tren. Vamos ahora a hacer una revisión del estado actual de las edificaciones del “Tren Burra”. Éstas han corrido suerte dispar. Javier Revilla Casado (2009) explica detalladamente cómo eran los edificios que albergaban las estaciones; así, nos describe unas costrucciones de ladrillo macizo, de planta cuadrangular con cubierta a dos aguas escalonadas. Señala como uno de los aspectos más destacables la incorporación de:

“(…) unos interesantes guardapolvos realizados con madera calada, para destacar a las estaciones del resto de edificios (esta característica no se ha respetado en las recientes restauraciones efectuadas en casillas, letrinas y almacenes, que han incorporado también los guardapolvos decorativos eliminando con ello el objetivo inicial de hacer destacar los edificios estación).

Fotografía de un Tren Burra en la estación. León Olvidado

Tren Burra en la estación

Las estaciones tenían tres pisos, siendo la planta baja el lugar de las las taquillas, la sala de espera y las oficinas y las otras dos la vivienda para el jefe de estación.” Repasando el estado actual de las estaciones situadas en nuestra provincia comprobamos que la de Palanquinos se restauró y es sede de la Mancomunidad del Esla – Bernesga; en Fresno de la Vega, sus instalaciones se utilizan para albergar una cooperativa agrícola y en Valencia de Don Juan se aprovecharon para hacer una escuela taller. En Valderas, desgraciadamente, la estación fue recientemente demolida quedando tan sólo una apeadero casita aprovechada por un vecino del pueblo para guardar animales. En Campazas, Gigosos y Castrofuerte están en franca ruina. En cuanto a los apeaderos  las pequeñas construcciones, la mayoría  situadas en los cruces de caminos, alguna ha sido restaurada (en la salida de Valencia de Don Juan dirección Valderas) otra se ha convertido  en una bonita vivienda particular (en la salida de Fresno de la Vega dirección Valderas). Las de Jabares, y Cubillas así como la que se sitúa a las afueras de Campazas y la anteriormente mencionada de Valderas, se mantienen en pie pero presentan graves desperfectos; aun así,  llaman la atención del viajero por su hermosa factura y sin duda, podrían recuperarse y ser reutilizadas por las distintas localidades.

En el caso del “Tren Burra” se mezclan aspectos como el abandono y el olvido con la nostalgia, la puesta en valor, la rehabilitación y la reutilización; en este sentido, constituye un buen ejemplo de la historia de gran parte de nuestro patrimonio industrial.

* Una versión de este texto apareció publicado en el número 9 de la revista de la asociación Promonumenta, editada en el año 2010; formaba parte de un artículo que escribí, titulado “Panorámica del patrimonio industrial de la Provincia de León”

Texto y fotografía: María Gómez

Comments are closed.